La instituciones financieras y bancarias complican cada vez más la obtención de un crédito rápido, y si, en el peor de los casos, el solicitante aparece en una lista de un fichero de morosos, la solicitud es negada de forma inmediata.

El procedimiento de los préstamos rápidos que se efectúan de manera online, ofrece una salida a estos impedimentos de los bancos, ya que solucionan problemas de obtención de dinero en muy poco tiempo, con requisitos mínimos y sin necesidad de trámites burocráticos, ni el engorroso papeleo que acostumbran a solicitar los bancos.

Obtener un préstamo sin utilizar una institución bancaria

Cada día es más difícil obtener un préstamo en una institución bancaria, por lo que solicitar créditos rápidos online, se ha convertido en la opción ideal para solventar una urgencia para un problema económico o de salud, que es necesario resolver con la mayor prontitud del caso.

La brevedad con la que se efectúan los trámites y se obtiene dinero, en muy poco tiempo y con muy pocos requisitos, es una de las grandes ventajas y beneficios que ofrecen los créditos rápidos, los cuales habitualmente suelen ser muy flexibles en las cuotas y los plazos, que se adaptan a las necesidades del prestatario.

Los beneficios de los créditos rápidos

La ventaja de lograrlo de una manera online, facilita el procedimiento para su consecución, ya que no es necesario dirigirse a una institución bancaria, que cada día ponen más obstáculos y requisitos en el momento de solicitarlos.

No hace falta contar con un aval, un inmueble, persona física o empresa que lo respalde para que sea concedido el crédito. Por esta razón, no hay que arriesgar ningún bien, ni de la familia, ni de los amigos, en el caso de que el préstamo resulte difícil de poder pagar.

Requisitos mínimos

El papeleo necesario para cumplir con los requisitos es mínimo, no es necesario pasar por los interminables procesos burocráticos que acostumbran a plantear las entidades de crédito o bancos tradicionales.

Para concederlos, sólo exigen una copia del DNI, carnet de conducir o pasaporte, anexar una nómina para el caso de los que trabajan por cuenta ajena, más la más reciente declaración de la renta, cuando se trata de trabajadores que trabajan por su cuenta. Al igual que presentar el recibo o justificación de la pensión, cuando el solicitante es un jubilado que necesita resolver una urgencia.

Obtener un préstamo estando en una lista de morosos

Si no se le ha concedido un préstamo en una institución financiera o bancaria, por aparecer en un fichero de morosos, la opción más indicada son los préstamos con ASNEF, pues emplean mecanismos que excluyen esta molesta situación.

La ASNEF o Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, tiene bajo su tutela la gestión de una base de datos en la que están incluidos los clientes con impagos, mejor conocido popularmente como “fichero de morosos”, lo que dificulta y en ocasiones limita, la obtención de créditos rápidos para solventar problemas de financiación o liquidez de una manera inmediata.

El procedimiento es muy sencillo: acceder a la página de este tipo de entidades de préstamos, indicar cuánto dinero se necesita y el tiempo en qué puede ser devuelto. Tras estos pasos, rellenar un formulario muy sencillo, con el fin de que la plataforma del sistema analice su caso, para poder obtener hasta mil euros, en un plazo menor o igual a 24 horas.

Estudios de riesgo

Los préstamos para personas que tienen ASNEF son revisados y analizados mediante estudios de riesgo, que permiten visualizar si el préstamo es viable, según la situación actual y los recursos de que dispone el solicitante, sin que sea excluyente su historial crediticio, o un préstamo rápido con ASNEF, que se haya realizado en el pasado.

Tras determinar los ingresos con qué cuenta el solicitante, sus gastos facturados o deudas que tenga pendientes, toman la decisión según el estado que refleje, donde debe constar que se cuenta con los ingresos suficientes que permitan saldar la deuda contraída en su totalidad.

Tienen la gran ventaja que no ofrecen los bancos o instituciones financieras tradicionales, que se niegan a otorgar estos préstamos donde el solicitante aparece en un fichero de morosos. Al igual que ofrecen minicréditos con ASNEF, sin engorrosos papeleos, en el menor tiempo posible.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here