La ciencia formal lleva muchos años intentando alertar sobre la videncia como una práctica poco ética de seres inescrupulosos que solo buscan enriquecerse. Pero lo cierto es que esta siempre ha existido, habiendo registro de ello como hecho, si no irrefutable, presente a lo largo de la historia de la humanidad. Cada día se suman más experiencias que tienen en la videncia su principal basamento y cada vez hay más adeptos a ella por aportar soluciones que en otros ámbitos no es posible encontrar. ¿Videntes que aciertan o mienten?.

Cuando se trata del ser humano ante una dificultad en la vida, no se puede marginar ninguna forma de acercamiento a una solución. El mundo es un lugar donde la diversidad parece la norma, aunque haya quienes quieran siempre unificar criterios. La videncia no va a dejar de existir como don natural en muchas personas, por más que haya otras creencias.

Cómo contactar con Coral Molina, vidente recomendada

Dispone de un teléfono gratuito para llamar desde España/ Europa: +34 96 047 93 63  y un USA Toll free para llamar desde Estados Unidos, Puerto Rico y Canadá: +1-888-890-6762.

Pasarelas de pago seguro online:

 

  • Pago PayPal (tarot PayPal): www.coralmolina.com/tarot-por-paypal/
  • Pago Tarjeta (tarot VISA): www.coralmolina.com/pago-tarjeta/
  • Para más información puede visitar la página www.coralmolina.com

 

Documentación de la videncia en la historia

Uno de los pioneros en registrar y documentar de forma seria la videncia y la mediumnidad, como un don real, fue el francés Allan Kardec. Escribió dos obras emblemáticas tituladas: “El libro de los espíritus” y “El libro de los médiums”. Fue si se quiere el primer trabajo de investigación científica sobre videncia, basado en experiencias directas con espíritus y fenómenos paranormales. Después de él han venido cientos de autores a dar más luz a este asunto que le atañe a un gran número de humanos sobre la tierra.

Kardec develó al mundo lo que era en verdad una buena vidente y cómo su don podía ayudar a tantas otras personas que sufren o pasan por dificultades y no saben qué más hacer. Cuando se aborda bien el mundo de los espíritus, lo que se puede sacar de ellos es mucha información que sirve a todas las sociedades para encaminarse a un mejor destino.

La incredulidad acerca de este tema proviene, muchas veces, de la falta de información, pero no porque esta no esté disponible, sino porque no se acude a ella y se prefiere hacer suposiciones. En otras ocasiones, se apoyan argumentos de terceros sin cuestionarlos o al menos investigar un poco para comprobarlos.

¿Videntes que aciertan?

A pesar de todo el material que existe acerca del tema, lo cierto es que no es una información que llegue masivamente a todas las personas. La ignorancia que se mueve alrededor de la videncia hace un buen caldo de cultivo para que muchos hayan engañado a las masas a lo largo de la historia. Lo cierto es que a pesar de las farsas montadas por algunos inescrupulosos, la videncia sigue siendo un don de la naturaleza que muchos poseen y utilizan para mejorar la vida de otras personas.

Si alguien se interesa por un servicio de videncia, lo más recomendable es que investigue sobre el tema y sobre el servicio propiamente. Los consultantes deben cuidarse a sí mismos de caer en estafas que los puedan perjudicar. Afortunadamente, hoy en día, existen medios tecnológicos para comprobar que se acude a un servicio serio. Internet nos permite acceder a sitios web e investigar acerca de los videntes y testimonios alrededor de sus predicciones acertadas.

¿Cómo reconocer un buen servicio de videncia?

Un portal serio que de verdad quiera mostrar la veracidad de su servicio, aporta información sobre videntes recomendadas, las formas de pago, así como las opiniones o testimonios de los usuarios. Responden preguntas y dan facilidad de información, no hay misterios ni se nota un ansia desmedida por quitarle el dinero a los clientes.

En estos casos, el sentido común es de mucha ayuda. Todos estamos capacitados para ver las señales de una farsa y no debemos dejar que la desesperación nos nuble el juicio. La videncia puede ayudarnos de muchas formas, pero debemos ser precavidos. Hay servicios muy populares y seguros, que ofrecen oportunidad de consulta telefónica en varios países del mundo. Es el caso de Coral Molina y su equipo de videntes que aciertan. Tiene el prestigio que da recibir consulta con tarotistas veteranas y premiadas a través de distintos reconocimientos.

¿Cuándo acudir a un vidente?

No tiene que haber un motivo demasiado extraordinario para acudir a un vidente. Si bien es cierto que muchos lo toman como medida extrema para solucionar grandes problemas, cada vez son más las personas que recurren a la videncia, y en especial están triunfando los servicios de tarot por teléfono, para resolver asuntos más cotidianos, . Estos no dejan de ser importantes, por lo que no es ni mejor ni peor hacer la consulta por estos motivos. Cada persona tiene sus propias razones, ya sean de salud, de relaciones, de dinero o por algunas más de tipo espiritual.

Lo importante es acudir cuando hay un problema que sobrepasa al consultante y la solución, por lo general, no es evidente para él. En ese caso, el vidente es un guía que llevaría a la persona a ver aquello que está incapacitado de ver, para así encontrar la mejor salida. Se considera la videncia, hoy por hoy, un recurso poderoso de crecimiento personal.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here