Cada vez más alojamientos permiten que tu animal te acompañe a sus instalaciones, como campings, apartamentos, hoteles o casas rurales. Así que ya no hay excusa para no tener mascota ni para no llevarla contigo

Muchas familias tienen algún tipo de animal en su hogar, a modo de compañía. Compartir espacio y vida con ellos puede traer muchísimas ventajas que podemos ver en esta web de mascotas, como por ejemplo mejoras en la salud. 

Porque un animal es vida, es compañía y también es alegría y esto influye directamente sobre nuestro estado anímico y nos ayuda psicológicamente con diversos problemas como puede ser el afrontar la soledad. 

Generalmente en las casas donde hay animales se suele vivir más relajado y feliz y no es casualidad, porque las mascotas ayudan a evadir la mente frente a problemas que nos puedan surgir diariamente. 

Científicamente hablando, tocar un animal hace que liberemos oxitocina, hormona relacionada con la felicidad. ¿Qué más pruebas quieres de que tener un animal es sinónimo de bienestar? 

Además, hoy en día, muchísimos alojamientos te permiten entrar con tus mascotas, por lo que no tendrás que calentarte la cabeza durante tus vacaciones. ¡Vamos a hacer un repaso por las mascotas más comunes!

¿Te gustaría compartir tu vida con un perro?

Se trata de la mascota más común que podemos encontrar en las casas y es que los perros son de los animales más cariñosos y alegres que podemos encontrar. Seguro que has oído hablar de su fidelidad, porque cuando tienes un perro, se convierte en un amigo y te acompaña donde haga falta y te defiende de quien sea. 

Cada raza en particular necesita unos cuidados diferentes y algunas comidas son más adecuadas que otras. Sin embargo, si a través de un profesional le administramos sus vacunas necesarias y llevamos cuidado con su alimentación, tendremos un perro feliz que nos puede ofrecer compañía, cariño y seguridad frente a desconocidos. 

¿Cómo son los gatos como mascota?

Aunque son bastante más independientes y fríos que los perros, los gatos también son una buena forma de obtener compañía. Al contrario que los perros, no necesitan de largos paseos ni extremos cuidados, por lo que son ideales para las personas que no quieren estar atadas a su mascota. 

Dentro del mundo de los gatos hay muchos tipos, como por ejemplo el gato sin pelo, de origen egipcio. Al no tener pelaje, tendremos que llevar cuidado con algunos factores que en otros tipos de gato no hace falta como por ejemplo controlar su alimentación, tener mucho cuidado con sus orejas y ojos (debido a la ausencia de pelo son más sensibles), y con la piel, que por razones evidentes corre muchos riesgos frente a exposiciones al sol. 

Se trata de un animal tranquilo y muy inteligente que suele llevarse muy bien con los niños. Como cualquier otro tipo de gato, siempre y cuando estén dentro de su territorio, se sentirá a salvo y desatará su vena curiosa e investigadora. 

¡Llévatelos siempre contigo!

Como decíamos con anterioridad, cada vez te ponen menos trabas para alojarte con tus animales, e incluso existen webs especializadas para que puedas buscar hoteles, casas rurales, apartamentos o campings donde pasar tus vacaciones con perro, gato, o cualquier otra mascota de compañía. ¿Escapada?,¿puente?,¿fin de semana?, ¿qué destino prefieres? Ellos te ayudarán a encontrar la mejor oferta y la que más se ajusta a tu situación. 

Aunque esta siempre ha sido una de las grandes trabas a la hora de tener un animal en casa, actualmente, gracias a estos sitios que apoyan su integración, se le puede tratar perfectamente como a uno de la familia e incluirlo en todos nuestros planes.

Si bien es cierto que muchos alojamientos te dan la opción de traer animales, es necesario observar detalladamente todas las condiciones, para comprobar que nos ofrecen lo que estamos buscando y planear la escapada sin enfrentarnos a problemas ni contratiempos una vez lleguemos a la estancia que elegimos. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here